23 C
Managua
jueves, diciembre 1, 2022

Desarrollo del bebé

Debe leer

Parto pretermino

Diabetes gestacional

Infección por VPH

Sabemos que, si has dado un paso en el camino a ser madre, son muchas las dudas e inquietudes que surgirán en tu mente. Si es primera vez que estás en estado o ya has vivo un embarazo pero no has conocido información suficiente, entonces es muy probable que no entiendas con exactitud cómo es el proceso por el que pasa tu preciado bebé para llegar a ser ese hermoso pequeño que, nueve meses después, puedes tener en tus brazos. 

El embarazo tiene varias fases. Como hemos explicado con anterioridad, todo inicia a partir de la menstruación, cuyo final indica el inicio de la primera etapa de gestación. Luego de ello, cada semana representa un nuevo rasgo evolutivo y un nuevo cambio significativo tanto a nivel bilógico como en la vida de las personas involucradas. Parece un poco complicado, ¿cierto?

¡No te preocupes! Hemos pensado mucho en cada mamá primeriza que necesita de nuestro apoyo para comprender todo lo que implica estar embarazada. Así que, continuando con la información que te habíamos regalado, te traemos una sencilla explicación sobre el segundo período de la concepción; el desarrollo del bebé.

Usualmente, se habla de esta etapa por trimestres pero es importante entender que la gestación genera involucra cambios cada día. En esta oportunidad, planteamos el desarrollo del bebé mes a mes para que, de esa manera, puedas adaptarte con mayor facilidad al proceso y puedas entender mejor de qué se trata.

  • Primer mes:

Es común que las personas se pregunten desde qué fecha inicia el embarazo pero es imposible dar una respuesta exacta, por esa razón se toma como referencia la última semana del ciclo. A partir de ahí, empieza a correr el primer mes. Dentro de él, se da la fecundación e inicia la formación del cigoto que, progresivamente, culminará en el desarrollo del embrión.

Acá, el embrión tiene un tamaño muy pequeño, incluso indetectable en las ecografías, y el cuerpo de la gestante empieza a liberar la hormona beta-hCG (detectada en las pruebas de embarazo).

  • Segundo mes:

Al final del primer mes y comienzo del segundo, se dibujan sutilmente las piernas y los brazos. También se empieza a formar el cordón umbilical, la cabeza se aprecia de forma más abultada y se vislumbra lo que pronto sería la médula espinal. A mediados de este periodo, se origina el cerebro, el intestino, la piel y el corazón.

En líneas generales, el embrión cambia considerablemente durante este mes ya que empieza a adquirir una forma mucho más humana. Además, ya al final de los días, empiezan a formarse algunas partes del cuerpo como los ojos, las orejas y el labio superior de la boca.

  • Tercer mes:

Ya en este mes, el embrión pasa a ser lo que conocemos como “feto”, razón por la cual también se le da el nombre de “período fetal”. Durante estos días, todos los órganos ya han iniciado su desarrollo (aunque no estén formados completamente) y empiezan a definirse los genitales.

Del mismo modo, el feto crece hasta los 7 cm y aumenta hasta los 20 gr en peso. En estas cuatro semanas, también empiezan los movimientos y desaparecen los síntomas causados por los altos niveles de beta-hCG.

  • Cuarto mes:

 En el transcurso de estos 30 días, el líquido amniótico recubre al feto con la finalidad de protegerlo contra los golpes. Además, se cubre de lanugo para general el calor que necesita, es decir, una capa de vello muy delgado que se genera cuando el cuerpo no tiene grasa suficiente.

Este período es en responsable de la formación de las cejas, la nariz y las cuerdas vocales. La cara está bien definida y el cabello se hace más grueso. Se puede distinguir el cuello y sus músculos son capaces de realizar acciones como succionar.

  • Quinto mes:

Una vez alcanzado el quinto mes, el feto puede moverse con libertad. Puede alcanzar medidas de hasta 20-25 cm y adquiere un peso superior al de la placenta. En esta fase del desarrollo del bebé es cuando sus reflejos empiezan a funcionar, por lo que es común sentir patadas.

Adicionalmente, se crea la capa secundaria de los dientes y el cerebro empieza a desarrollar miles de neuronas.

  • Sexto mes:

Cuando llega el sexto mes, podrás notar que tu hijo/a responde rápidamente a los estímulos, como los sonidos de la música. Tiene mucha actividad y su oído se afina. Puede pasar a medir hasta 32 cm y su peso aumenta hasta unos 1000 gr. Su piel cambia e inicia las gesticulaciones, es decir, puede abrir y cerrar los ojos o sacar la lengua.

El resto de su cuerpo empieza a crecer, igualando el tamaño de su cabeza, y se pueden sentir sus partes con facilidad.

  • Séptimo mes:

Acá, se da la bienvenida al último trimestre de embarazo. La estructura ósea del feto se empieza a endurecer y la piel se torna opaca. Asimismo, empiezan a madurar sus pulmones, desaparece el lanugo y el exceso de vello desaparece.

El feto puede llegar a medir hasta 38 cm y su peso supera los 1100 gr. Reduce sus movimientos debido a ello y su organismo da pie a la producción de grasa necesaria.

  • Octavo mes:

La espera está por terminar. En este mes, el feto tiene un aspecto muchísimo más parecido al bebé recién nacido. Su piel se empieza a volver rosada y tersa, termina de perder el lanugo y continúa aumentando su tamaño y peso.

Aunado a ello, se desarrollan sus neuronas olfativas y ya es receptivo a la luz/sonido. Al final de esta etapa, el tan esperado bebé tiende a colocarse de manera que su cabeza queda hacia abajo.

  • Noveno mes:

El aclamado día está por llegar. El bebé empieza a descender y su cabeza se adapta a la forma de la pelvis. Su intestino y su estómago ya funcionan perfectamente. Su piel es completamente suave y rosada, alcanza a medir hasta 43 cm y su peso puede llegar a los 2700 gr. Finalmente, sus uñas crecen y empieza a realizar movimientos más bruscos debido a su limitación de espacio.

Respira, deglute, succiona, sus órganos son autónomos y está listo para venir al mundo.

¿Y luego qué?

El bebé sigue creciendo hasta los 55 cm y aumenta en peso hasta superar los 3500 gr. La presión aumenta hasta que, en un momento repentino, empiezas a sentir contracciones. Tu hijo/s está por nacer y pronto verá la luz.

El desarrollo del bebé no es algo sencillo pero representa una de las etapas más hermosas y enriquecedoras que toda madre puede vivir.Entender cada una de sus fases te ayudará a mantenerte más tranquila y libre de preocupaciones. ¡Anímate a conocerlas!

- Publicidad -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Últimos artículos